• Giannina Artico

Romeo de Julieta, diseños con alma

| Moda |

En agosto elegí traerles a la sección Canchereando a Julieta, la diseñadora detrás de Romeo de Julieta. Quien no está sola, todo lo contrario: forma un hermoso equipo con las mujeres de su familia, mujeres apasionadas por el oficio y el diseño. Su abuela Gloria es la encargada de todo lo que tiene que ver con la costura, su mamá Mariela le da su arte a los vestidos con sus bordados y su hermana Fernanda, su mano derecha, desarrolla con ella cada detalle desde el comienzo hasta el final y es quien dirige las redes sociales.


“Mi mejor equipo, sin ellas esto no funcionaría. Juntas construimos este proyecto anhelado, lo vivimos con la mayor intensidad en los mejores momentos y en los más difíciles”


¿A ustedes también les da curiosidad saber cómo surgió el nombre de la marca?

Todo comenzó con la búsqueda de un nombre ficticio que las representara. Un día la mamá de Juli, quien se caracteriza por ser amante del romanticismo y la literatura; lo nombró al pasar y ella se enamoró de ese nombre a primera “escuchada”. El nombre que claramente la representaba. Sus clientas siempre que visitaban el taller le decían “tus vestidos son de cuentos, y muy románticos”, Juli cuenta: “Lo que me dejó más satisfecha, es que mi nombre esté de cierto modo y de la manera en cómo se juega con las palabras de “empoderamiento” puro. Somos todas mujeres apasionadas, soñadoras, intuitivas, fuertes ante un emprendimiento. Somos muchas Julietas, orgullosas, que trabajan, fortalecen y viven de una estructura que sin duda es Romeo”.


Julieta junto a su equipo están desarrollando una colección de vestidos de autor. Una colección muy íntima, con un manojo de sentimientos. Hace tiempo desarrolla la línea “América” donde se muestra toda su esencia, su raíz y verdad. Eligió trabajar con materiales austeros para convertirlos en piezas únicas de lujo desde el diseño. Utiliza el mundo interesante del fieltro donde se permite crear de cero, sin limitaciones y los combina con bordados en 3D.


Las invito a continuar conociendo a una diseñadora increíble que sin dudas el oficio lo lleva en el corazón y en la sangre.


Estamos en agosto en el mes de la niñez y para comenzar la entrevista me gustaría conocer a Juli niña, la pequeña Juli ¿cómo creció?, ¿en su niñez ya existían los vestidos y las telas?


Como siempre digo este gusto por el “estilo de vida, que elegí” es un gen que viene de muchas generaciones en mi familia, sin duda lo heredé. Mi historia es la típica de la diseñadora “mi abuela modista y toda mi niñez en su taller”.

Los primeros recuerdos de vida están ahí con mi abuela Gloria. Su manera de materializar esas prendas para sus clientas, siempre con el valor agregado del detalle, el cuidado y el amor a cada puntada, verla disfrutar tanto de este oficio hizo que yo tenga mi primer romance con la costura.


Después mientras estaba muy metida en mi mundo jugando entre esas telas, los tarros de botones (que eran mi perdición) y los carreteles de hilos descubrí sin que nadie me explique, que podía ser una forma de expresión “un dar algo más”. Un hermoso gustito de crear un universo con tal libertad donde yo aún puedo mantener esos juego de niña, crear desde mi cabeza, expresar y que cada prenda tenga un sentido de ser. Esa fue claramente mi mejor enseñanza en el taller de mi abuela.


Ahí comenzó ese camino inconsciente, inocente pero muy real para mí. Por eso siempre hago hincapié en el “juego” a la hora de trabajar. Esta niña está muy presente junto a su abuela que ayuda a dirigir “Romeo de Julieta”


¿Cómo fue tu recorrido hasta hoy tener tu propia marca?


Fue un recorrido muy amoroso porque gente increíble me dio grandes oportunidades y me dejó ser “a la hora de manos a la obra”.


Fui docente de la carrera de diseño de indumentaria, fue una etapa de crecimiento y de seguir adquiriendo conocimientos para poder dar herramientas a esos alumnos que esperan mucho de uno. Sin duda ahí desarrollé mi parte pasional a la hora de hablar del diseño. Los disfrutaba pero claramente no era lo mío.


Paralelamente apareció la gran oportunidad de trabajar como diseñadora de una gran marca Jujeña para niños (de mucha trayectoria), sin tener la experiencia del taller y de una producción masiva. Me abrieron las puertas y mi jefa fue generosa a la hora de enseñarme cada paso a paso y secreto de la producción masiva. Mis compañeros de trabajo tuvieron gran impacto en mí, aprendí lo que es trabajar en equipo y tomar el rol de dirigirlos. Fue de las mejores experiencias sin duda, pero aún así tenía esa necesidad urgente de emprender mi camino de ese pequeño universo “Romeo de Julieta” propio.


Y me animé a dejar esas grandes oportunidades y empecé, con el apoyo de mis padres y todas mis ganas, todo lo que tenía y necesitaba. Hace 5 años emprendí mi camino con un recorrido enorme de apostar, trabajar duro, de subir grandes escalones, momentos de incertidumbre, pero a su vez muy feliz! Ya había comenzado.



¿Cómo defines el estilo de Romeo de Julieta?


El estilo es algo que lo desarrollé en pleno descubrimiento de niña. Siempre supe que tipologías de prendas, colores y texturas era fan. Romeo de Julieta aplica el “más es más” porque amamos los detalles, los bordados con combinaciones de colores y texturas es algo que no pueden faltar en nuestros percheros. Esa es mi propuesta: prendas libres, con identidad y raíces, podríamos decir algo cercano a un boho romántico chic, pero sin duda con nuestra impronta, porque seguimos trabajando en esa búsqueda de ofrecer algo diferente.


¿Cómo es una mujer que elige Romeo de Julieta?


Una mujer de alma libre y pisada fuerte, con estilo propio y decidida en sus elecciones. Valientes a la hora de vestirse, ser y expresarse. Creo que cada vez que empiezo una colección es pensada para esas mujeres reales, soñadoras y divertidas.


¿Cómo comienza tu proceso creativo? ¿En qué te inspiras?


En cada proceso hay muchas manos inquietas y muchos corazones apasionados. El comienzo es un desafío con mucha adrenalina. Estudie y conozco muchos procesos creativos, pero la verdad es que cuando decidí armar mi universo, me dije “mis reglas”. No soy de pasos a seguir o rutinas, me aburro. Me dejo llevar por mi instinto y todo comienza en un maniquí, empiezo a jugar, probar, agregar, sacar hasta que llego a un resultado que me saque un suspiro: ahí comienza mi diseño madre. A partir de ahí vienen los otros con dibujos o también el mismo proceso del comienzo. Siempre es diferente.


Es lo que me funciona y me hace sentir orgullosa porque sin duda habla mucho de mi personalidad.


Me inspiro en momentos y vivencias de la vida. Muy sentimental, melancólica e íntima, de cierta manera dejo expuesto mi sentir del momento. Es mi canal de expresión , son fibras muy íntimas y en un punto la “artista niña” deja en descubierto su alma. Es lo más difícil y para mí vergonzoso exponer mi interior pero cuando uno ve el resultado la satisfacción es aún mucho mayor. En fin, todos pasamos por muchas cosas en la vida.


Me parecen de película los diseños de los vestidos de novia, es admirable el trabajo, amor y dedicación que tienen cada uno de ellos ¿cómo surgió el trabajar con novias? ¿cómo es ese proceso de acompañar a la mujer en un momento tan importante?


Novias es el 90% de nuestra marca, sin duda, y comenzó porque quería hacer piezas con sentimientos, provocar emoción y robar algún que otro suspiro. El vestido de novia es “el vestido más importante de cualquier mujer que quiere casarse. Ser parte de un gran acontecimiento y aportar lo propio es una sensación única. Cada novia es una historia diferente, un sentimiento particular y un asesoramiento muy único y personal.


Desde el momento que pisas el taller en esos meses soy tu amiga íntima y tu confidente, mi trabajo es acompañar, sugerir y materializar ese vestido, un trabajo en conjunto donde vivimos un sinfín de emociones. Amo trabajar para ellas, por el lugar que me dan, vivir a flor de piel el proceso y culminar con las palabras que me llevo de cada una. Me enseñan muchísimo y me aportan también en lo personal, ¡mi trabajo ideal!


¿Cómo surgió la próxima gira que vas a emprender por México y Europa?


Esa travesía comienza en octubre, siempre digo que en un punto tengo suerte de cruzarme con la gente indicada. Esta propuesta es de la mano del productor de modas Mathias Sambrizzi que me ofreció llevar una colección a Marbella y hoy se convirtió en una gira mundial importante. Este gran reconocimiento llegó en un momento necesario y por eso te digo que este camino te sorprende día a día y yo que fluyo. ¡NOS FUIMOS!


Muy feliz porque voy a vivir experiencias únicas con un hermoso grupo que me va acompañar: Denis Ríos propietaria de Lenna Studio se encarga del todo el estilismo y Mathias que nos dirige en esta gira.


Vamos a concretar sueños, proyectar y conquistar nuevos lugares con nuestros trabajos. Mexico, Marbella, Granada, Estocolmo, Venecia, París y Milán son algunos de nuestros destinos. Nuestra participación será en los” Fashion Week oficiales” y también estaremos trabajando en producciones de fotos. Nos esperan unos meses de mucho trabajo.


¿Que nos espera?! Es tan incierto. Pero cómo digo siempre teniendo a las personas indicadas con los mismos valores de trabajo, un equipo increíble de Romeo de Julieta que va a seguir funcionando aquí en Jujuy y donde quiera que me toque estar. Vamos a seguir trabajando duro, con la misma pasión y dedicación.


Para finalizar, el tema del mes en Revista Che es “Los Rituales”, ¿Rezlizás algún ritual?


No tengo rituales, lo único, me rodeo con gente de hermosa energía para estar en la misma sintonía. Después “confiar en mí” con los pies sobre la tierra y una pulsera roja por protección nada más. Todo siempre va estar bien hasta en los momentos más difíciles, si uno se mantiene en eje y es empático con el otro. Mi ritual es siempre trabajar en mí personalmente y profesionalmente.


Las invito a seguir su Instagram @romeodejulieta y apoyar a esta gran persona y diseñadora Jujeña


 

Por Giannina Artico

Diseñadora de Indumentaria. Amante de la moda y el estilismo. Te revelo lo mejor del rubro y mucho más.


Fotos: Fabián González



300-X-300.gif
350x350.gif