top of page

| SEXUALIDAD |


Sobre la importancia de lograr una comunicación fluida con nuestros hijos, hijas e hijes.



No en todas las familias se habla con fluidez sobre sexualidad, intimidad y algunos procesos fisiológicos que son muy importantes en nuestra vida. Muchas veces nos preguntamos ¿cómo y cuándo hablar con nuestros hijxs sobre estos temas? Suele pasar también que a determinada edad lxs niñxs comienzan a hacer preguntas y no sabemos qué responderles.


Por eso, hablamos con la Dra. Sofía Achem (MP. 3470), especialista en Ginecología y Sexología, para que nos comente sus puntos de vista y nos sirva de puente para poder hablar de una manera más fluida con nuestros hijxs, conocer los tiempos adecuados para llevar a nuestras hijas a su primer encuentro con un/a especialista, etc.


Si comprendemos que la sexualidad, nos atraviesa y no sólo forma parte de nuestra vida sino que además “hace a nuestras existencias”, como bien menciona la doctora, podremos quitarle todo el peso y correrlo del estante de temas “tabú”.


En esta entrevista, Sofi nos invita a reflexionar alrededor de aspectos de la vida que muchas veces son causantes de incomodidad y angustia. Redimensionar y resignificar nociones aprendidas respecto a la sexualidad, intimidad, la primera menstruación; será fundamental para mejorar la comunicación con nuestros hijxs y fortalecer nuestra relación con ellxs.



Dra. Sofía Achem

¿Cuál es el mejor momento para empezar a hablar con nuestros hijxs sobre sexualidad? ¿Cómo abrir el espacio al diálogo?


En realidad, no hay un momento para empezar a hablar de sexualidad con nuestras hijas, hijos e hijes. La realidad es que la sexualidad nos atraviesa y es algo que forma parte de nuestras vidas desde que nacemos hasta que morimos. Por lo tanto, comprender que la sexualidad hace a nuestras existencias de manera permanente y desde el primer momento de nuestras vidas, vuelve más fácil esta situación de la comunicación con hijos hijas e hijes.


La comunicación no es solo hablar de lo coital, de la penetración y de evitar enfermedades de transmisión sexual o embarazos: es hablar de afectividad, del contacto, de la caricia, de la intimidad. Es hablar de poder sentir y expresar lo que nos pasa. Es hablar de poder reconocer lo que no nos gusta, lo que nos hace daño y poner un límite a eso.


Entonces, comprender esta visión integral, hace que desde muy pequeños, desde muy pequeñas nosotros podamos empezar a transmitirles a nuestras hijos, hijas e hijes las reglas del juego, conocimientos y herramientas para poder disfrutar de sus cuerpos, del placer, poder poner límites, reconocer espacios de intimidad y vincularse con otros y otras.



¿Cuál es la edad ideal para llevar a nuestras hijas a una primera consulta ginecológica?


Muchas veces surge la invitación desde el pediatra, la pediatra, cuando empiezan a aparecer los cambios en el organismo que indican que se va a presentar la primera menstruación o bien, apenas sucede la primera menstruación.


La idea de estas primeras consultas no es hacer una consulta terapéutica sino todo lo contrario, empezar a comprender que la consulta también puede ser un espacio de promoción y de prevención. Entonces, generar un vínculo afectivo, adecuado con esta niña, va a hacer que a futuro pueda contar con este espacio para poder traer todas sus dudas vinculadas con su sexualidad, con su intimidad, con los procesos fisiológicos que ocurren en toda esta etapa de la vida y a partir de aquí, el resto de la vida y poder realizar un intercambio nutritivo.


Según tu experiencia, ¿Cuáles son las dudas más frecuentes en las primeras consultas?


En las primeras consultas las niñas no tienen ninguna duda, las dudas las tienen las mamás y las nenas tienen mucha vergüenza. Entonces, ¿cuál es mi experiencia? Mi experiencia es que en las primeras consultas no hay que invadir demasiado a quien va a la primera consulta, que va con mucho con temor y con mucha vergüenza. Hay que poder empezar a generar un espacio de diálogo, tratar de vincularnos empáticamente y dejar que empiece a fluir lentamente el motivo de consulta cuando este sea necesario.



¿Cómo hablar con las niñas sobre la primera menstruación?


Hablar sobre la menstruación debería ser algo fluido y natural porque es un proceso fisiológico. ¿Cuándo hablar? Y…en realidad siempre está bueno hablar con antelación. ¿Cuánto antes? Todo depende del tipo de familia... de estructura familiar que exista, porque hay familias (en las que actualmente, con más frecuencia se ve esto), los niños, las niñas y niñes ven los productos de gestión menstrual de alguna otra persona que vive en la familia: de la mamá, de una hermana, de una tía, de alguna persona por ahí que esté a cargo de la crianza, no hace falta que sea un familiar directo y empiezan a hacer preguntas.


Entonces, por ahí, hilando estas preguntas, uno puede empezar a hablar de la menstruación y a partir de ello, volverse algo como un proceso fisiológico y natural.


Más cerca de la primera menstruación, ya cuando el pediatra, la pediatra hace la derivación al ginecólogo o cuando se notan los primeros cambios en el desarrollo puberal, se puede hablar más específicamente de qué va sucediendo en el cuerpo, qué está pasando en este momento, qué puede llegar a suceder en la primera menstruación y preparar algún pequeño kit con productos de gestión menstrual, con algunos productos de higiene que esta niña pueda tener en sus diferentes bolsitos que lleva a sus actividades cotidianas: la escuela, el club, inglés. De modo tal que cuando se presente esta primera menstruación, pueda contar con esto para su uso. Otra buena práctica es enseñarles a usarlos previamente: poner una toallita en una bombacha, pegarla, despegarla, sacar las alas, probar si es cómoda, si es confortable, si raspa en algún lugar; de modo tal que también este familiarizada con esta acción.



Por otra parte, ¿cómo habilitarles espacios de intimidad? ¿Lo dejamos “sobreentendido”? ¿lo hablamos abiertamente?


La intimidad es algo que uno … digamos no es que se habilita o no se habilita. La intimidad es algo propio de cada persona, de cada ser, forma parte de nuestra cotidianeidad y tiene que ver con un montón de situaciones. La intimidad habla de lo que nosotros tenemos en nuestros dispositivos personales, de lo que transportamos en nuestras carteras, en nuestros bolsos.


Entonces, ¿cómo hablamos y habilitamos la intimidad? Primero respetando la intimidad de nuestras hijos, hijas e hijes y dándoles herramientas para poder gestionar esta intimidad.


Progresivamente los espacios de intimidad van a ser diferentes y con otras necesidades, si nosotros trabajamos, primero en respetar nuestra intimidad y la de ellos, ellas, elles; vamos a tener muchas más fluideces al momento de tener que dialogar sobre espacios de intimidad de otra índole.


¿A qué edad según tu experiencia, suele ocurrir la primera relación sexual en lxs jóvenes?


En esta pregunta, me gustaría hacer hincapié en: ¿a qué nos referimos cuando hablamos de primera relación sexual?


Porque generalmente cuando hago esta pregunta en todos los talleres que doy y en todos los grupos en los que trabajo… la mayoría queda con una cara de ¿y cómo respondo a esto?. Pero, convenimos que todavía se hace mención a la primera relación sexual, cuando se habla de la primera relación sexual coital heterosexual con penetración pene-vagina. Entonces, estamos reduciendo la sexualidad de nuestras hijas, hijos, hijes a la penetración vaginal con pene.


Entonces, me parece que deberíamos empezar a cambiar esta pregunta y cambiar la preocupación y ocupación que tenemos padres adultos de que no se embarace y que no se enferme de algo a través de la penetración vaginal, y ampliemos nuestra mirada de que primera relación sexual se trata del primer contacto que nuestros hijos,hijas e hijes empiecen a tener en la intimidad con el placer, con ellos mismos, con ellas mismas y con otros. Y que a partir de esto, empecemos a dialogar de placer, de consentimiento, de cuidados.


Si te interesó esta entrevista y querés ponerte en contacto con la especialista, podes solicitar turnos a través de Instagram: @hablemosdesexoyplacer o al celular 3884 34-5336.


Atención de manera presencial y virtual.

Deán Funes 225. Río Tercero.


 

por Jimena Ducci y Raquel Abraham


40 visualizaciones0 comentarios

Efectivamente sí, por eso una buena alimentación es una herramienta clave para obtener la energía necesaria para nuestro día a día y mantenernos saludables. Una dieta adecuada puede estimular nuestro sistema inmune, prevenir enfermedades y alivianar ciertas molestias. Muchas veces el ritmo de vida que llevamos nos impide pensar en nuestra alimentación ¿Qué comemos durante el día? ¿En qué horarios? ¿Cómo combinamos los alimentos?



El doctor Martín Guzmán (M.P. 3681), especialista en Medicina Estética, Biológica y Ozonoterapia , nos invita a cambiar de a poco nuestros hábitos y afirma que en la naturaleza están todas las respuestas. En ella encontramos los alimentos propicios para nuestro organismo. Lo más importante es saber combinarlos e ir reconociendo aquellos que son tóxicos y adictivos para ir eliminándolos paulatinamente de nuestra dieta.


En general se recomienda evitar los productos procesados porque no sabemos qué ingredientes contienen y por su exceso de conservantes, por eso... ¡siempre es recomendable leer las etiquetas! Sin embargo, y ante la duda, la recomendación final del doctor es comer lo más natural posible. Fundamentalmente, nos dice, se trata de “ escuchar a nuestro cuerpo , hay algunos alimentos que pueden ingresar a nuestro cuerpo y otros que no; y sí lo sabemos pero convivimos con esos malestares e inflamaciones , lo ideal es empezar a reemplazar algunos alimentos “.



Dr. Martín Guzmán.

¿Qué es el ayuno intermitente y en caso de ser recomendable, cómo lo incorporamos a nuestra rutina? ¿Ayunar o no ayunar?


El ayuno es una herramienta más que recomiendo a todos mis pacientes. Genéticamente estamos diseñados para ayunar. De hecho , hay un médico japonés ,Yoshinori Ohsumi, que ha ganado un Premio Nobel de Medicina por el ayuno intermitente. Claro, hay excepciones, pero lo puede realizar cualquier persona en sus distintas formas.


¿El mate sirve para el ayuno?


Si, se puede tomar. Lo conveniente es agua para evitar confusiones, es cierto que el té , mate y café no interrumpen el ayuno pero tienen que estar sin endulzar. Y el café es un tema, en Argentina es costumbre torrarlo, con azúcar, osea que el café tiene que ser tostado no torrado. Con 35 kal rompiste el ayuno, arruinaste todo.


¿Qué importancia tiene el desayuno en nuestro rendimiento durante la mañana?


Para darte un ejemplo: El león después de comer duerme la siesta, a nosotros nos pasa lo mismo. Cuando nosotros desayunamos toda la sangre se va al intestino y el cerebro queda un poco desprovisto de esa circulación sanguínea y nos da sueño, el rendimiento intelectual no es el mismo. En cambio, con el ayuno notas una gran diferencia en el desempeño intelectual, en la lucidez que tenés.


Hay una creencia de que si no desayunamos, nos puede hacer mal, nos podemos desmayar...


Es justamente lo contrario: te sentís con más energía, el desempeño intelectual físico es mayor. Incluso deportistas de elite utilizan el ayuno intermitente, entrenan ayunados.


Lo que si puede ocurrir, hasta que arranca nuestro sistema, es una hipoglucemia, es decir, que te sentís con baja energía, pero eso está vinculado con lo que cenaste y no es muy frecuente.


Además genéticamente no estamos preparados, somos hombres prehistóricos , por decirlo así, no hemos avanzado al ritmo de los alimentos y nuestro cuerpo reacciona a esos productos. Principalmente nos inflaman, especialmente el intestino, y para mí el intestino es todo.


Trato de decirle a mis pacientes que eviten en la cena las harinas comunes, si comiste una pizza o azúcares al otro día te vas a levantar con un hambre voraz, porque esos hidratos de carbono no tienen valor nutritivo real, aportan solo dos horas de energía y a las dos horas clavadas tenés hambre. En cambio, yo doy como herramienta comer grasas, de las buenas, esas te aportan veinte horas de energía y podés cumplir con el ayuno perfectamente.



TIPS PARA HACER AYUNO INTERMITENTE


  • Ayunar 3 o 4 veces por semana.

  • El mínimo tiempo de ayuno es de 12 hs, en este tiempo nuestro cuerpo hace lipólisis, es decir, que consume las grasitas que hemos acumulado demás.

  • Lo óptimo sería hacer ayunos de entre 16 a 18 horas, a partir de ese tiempo el cuerpo entra en lo que se conoce como autofagia – “nos comemos a nosotros mismos”- el organismo comienza a consumir las células que no corresponden a nuestro cuerpo, que no funcionan normal. Volvemos a nuestra estructura y estimula el sistema inmunitario.


CREAR NUEVOS HÁBITOS ES EL DESAFÍO


Como especie necesitamos tres semanas para hacer un hábito y hay que corregir de a uno, todo junto no se puede. Justamente la llamo fase de desintoxicación, y en ese tiempo pido al paciente que vaya reemplazando algunos alimentos por otros. Deberíamos evitar la leche y reemplazar las harinas procesadas, el azúcar refinada, pero se hace de a poco.


2 ALIMENTOS TÓXICOS Y MUY ADICTIVOS


  • El azúcar blanca refinada, no tiene valor nutritivo, es muy adictiva se comporta como una droga en nuestro cerebro, por eso todo tiene azúcar, el cerebro pide recompensa. Por eso no podemos lidiar con eso y es muy difícil de dejar.

  • Las harinas procesadas, no tienen valor nutricional e inflama nuestro organismo, especialmente nuestros intestinos.


¿Y se puede engañar al cerebro, darle algo similar pero que sea saludable?


Sí, con la fructuosa, el azúcar de la fruta, que también en exceso hace mal. El chocolate, sí, lo podes consumir, mientras sea uno de 60% o más de cacao y es buenísimo para el cuerpo. La idea es comer lo más natural posible.


CÓMO Y QUÉ REEMPLAZAR:


  • Sal refinada por : Sal marina, del Himalaya, rosada.

  • Harinas procesadas por: harinas integrales o de arroz por ejemplo.

  • Azúcar rubia por: Azúcar de coco, stevia, miel de abeja.


LECHE DE VACA ¿SÍ O NO?


Soy pediatra y vengo luchando desde siempre, ¡la leche de vaca es para las vacas, somos de otra especie!. La OMS recomienda tomar leche humana hasta los dos años, después no habla de ninguna otra leche. Valor nutritivo, no tiene, las industrias ya no saben cómo más modificar la leche, sacan sin lactosa, 1, 2, fortificada con vitamina; es bravo sacarla y en el mundo pasa.,.. la leche no tiene valor nutritivo, tiene calcio por supuesto, pero si lees la etiqueta está fortificada con calcio, son agregados.


¿Y de dónde sacamos el calcio…?


Hay un estudio que ha demostrado que la coca de coquear ¡tiene cien veces más concentración de calcio que la leche de vaca!. Se puede tomar como infusión, ahí también tenes un fuerte de aporte de calcio. Y en las sales, que mencione antes, la rosada y la marina, tienen hasta 78 minerales que son fundamentales para nuestro cuerpo.


¿Es cierto que una copa de vino al día hace bien, o es un mito más?


Es real, el vino es un protector cardíaco o los frutos rojos, que también utilizo porque no todas las personas toman alcohol. Como indicación médica, a las mujeres les digo que consuman 200ml por día. El vino tiene que ser tinto y malbec.



Tengo reunión con amigos ¿Y ahora cómo me cuido…?


No es nada fácil adquirir hábitos nuevos y a esto debemos sumarle que somos seres sociales y a veces nos toca ir a algún encuentro donde no hay opciones de alimentos saludables o simplemente queremos darnos un gustito.


Tips a tener en cuenta para antes de una "comilona"


Podés optar por una de estas dos opciones que quitan o disminuyen el índice glucémico (los niveles de azúcares) a las comidas y minimiza la inflamación del intestino:

  • Tomar una infusión de canela en rama (saquito no, porque no sabemos que contiene)

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana.

  • Hace tu agua mineralizada: En un vaso de 200ml le pones una pizca de sal marina o rosada, estos minerales son las llavecitas para abrir las células y que ingrese el agua correctamente al cuerpo. A ese vasito le agregas un chorrito de limón y tomas un vasito por día.


Podés hacer tu consulta con el Dr. Guzmán en su Consultorio: Clínica Soler, Av Illia 536. Los Perales.


Instagram: @dr.martinsguzman


 

por Jimena Ducci

Redactora.

50 visualizaciones0 comentarios

La sacerdotisa andina encontró su camino mientras hacía su residencia médica de psiquiatría y sentía que la vida que llevaba no era una elección genuina. Estos cuestionamientos internos la llevaron a abrazar la sabiduría de la cultura andina e integrar a su vida las “leyes del universo” para lograr un buen vivir.


Seyaku Munainiyoj

Seyaku Munayniyoj es una mujer alegre, suave, pausada al hablar y con una cadencia en su voz que transmite paz. El nombre de nacimiento que le fue dado es Leila Farjat, pero tras una larga búsqueda existencial, en el que preguntas como “¿quién soy? ¿cuál es mi misión? y ¿quién elijo ser?”, la llevaron por un camino de desaprender y aprender nuevas formas de estar en el mundo, que incluyeron, entre otras cosas, la elección de un nombre que se adecue mejor a su ser. “Yo nací en San Salvador, nací en otra ciudad y en otra forma de vida. Estudié Medicina y luego hice Psiquiatría y ese proceso fue un entendimiento para mí, el darme cuenta de que el equilibrio no yace solamente en el cuerpo, sino que el equilibrio o el desequilibrio de los síntomas y el desequilibrio del cuerpo físico tienen que ver primero, con un desequilibrio energético o emocional que tiene su origen en la mente”, manifiesta. La incomodidad de estar en un sistema en el que el “afuera” determina nuestro valor y nos crea dependencia, y el deseo de crear una vida a su medida, fueron los “síntomas” que la alentaron a iniciar un camino, “el camino del guerrero” (del que hablaremos más adelante) de crecimiento y sabiduría basado en la cultura iniciática andina: “Las culturas iniciáticas son culturas del inicio, del origen de la existencia, justamente hay muchas culturas iniciáticas: está la cultura andina, los mayas, los egipcios, en la Sierra Nevada en la India, en muchos espacios-tiempos sucedieron diferentes culturas que alcanzaron un esplendor y una forma de creación que hoy en día no sabemos cómo lo hicieron”, explica Seyaku.


Seyaku Munainiyoj

Luego de reconectar con sus raíces andinas (su abuela era de Yavi, Jujuy), Seyaku fue encontrando señales para darle un nuevo rumbo a su vida: “Uno puede elegir mantenerse de la misma forma durante toda su vida y está bien y por ahí uno elige cambiar y separarse de ciertas creencias e impedimentos para crear la realidad que quiero”,expresa. Este proceso de “renacer” la llevó a estudiar y embeberse de la sabiduría andina, a través de las “leyes del universo”, que nos llevan al “buen vivir” y a “brillar como el sol”. Tras años de aprendizaje, Leila ascendió a sacerdotisa andina y eligió su propio nombre, uno que representa su esencia: “‘Seyaku significa, “Se” es un sonido primal que hace referencia al océano sagrado de la creación, “Yaku” está en runa simi que es la lengua originaria que hablaba la etnia quechua, y significa agua, hace referencia a este elemento y a todo el camino de aprendizaje.. Luego la otra parte de mi nombre iniciático es Munayniyoj, “Munay” es un código andino que significa amor, deseo y poder. Munayniyoj hace referencia a quien crea lo que quiere con amor, deseo y poder y en abundancia, entonces esa sería la explicación de mi nombre”.


Entrevista a Seyaku

¿Sentiste que hubo resistencias al comienzo de tu camino, propias o ajenas? Es afuera como es adentro, cuando uno adentro tiene dudas afuera también aparece esa duda. Y fue todo un proceso, porque yo me recibí muy joven, a los 23 años, iba a ser neurocirujana, como que tenía un camino ya predestinado y fue una elección muy importante para mí salirme de ese camino y encontrarme con otra forma, por esto también que hablamos del valor afuera: el ser médico era como ¡guau! y el valor estaba puesto en el “ser médico”. Entonces fue justamente un proceso de reconocimiento de mi valor y de mi seguridad. Mientras yo más segura estaba adentro, afuera la respuesta era “pero qué hermoso, qué lindo, que hermoso encuentro, que alegría que haces esto”. Cuando adentro había inseguridades afuera aparecía alguna crítica o alguna resistencia que sucede siempre ante el cambio, ante el cambio siempre hay una cierta resistencia. ¿Qué son las Leyes del Universo? ¿Cuáles nos podrías mencionar? La primera Ley del Universo tiene que ver con la elección, es el libre albedrío. El primer paso para encontrarse con este camino de sabiduría es el libre albedrío, es la elección, hay que reconocer el valor justamente en este primer paso, saber de este camino en el que uno se encuentra y tiene que saber del guerrero. El guerrero reconoce su valor para saltar a lo desconocido, el guerrero no es valiente porque no sienta miedo, todos lo sentimos, el guerrero es valiente porque reconoce su valor para alcanzar eso que quiere, para saltar a eso que quiere con seguridad.


Seyaku

El ego, el niño interior que no quiere crecer

¿Qué es el ego, del que tanto hablamos pero poco se sabe? Tenemos un periodo de tiempo en el cual necesitamos de un otro para sobrevivir, entonces el ego aparece como una estructura funcional de la mente, en la cual yo me anclo a la vida dependiendo de otro. Entonces ahí se genera todo el tema, porque justamente todas las culturas iniciáticas conocían este sistema de la mente, entonces entre los 8 y los 13 años hacían su ceremonial de paso de la niñez a la adultez, momento en el cual se reconocían como creadores de su realidad” Entonces llega un punto en nuestro desarrollo en el que mi vida ya no depende de otro, sino de mí y de mis elecciones. Hay gente adulta a la que todavía le cuesta entender esto. Y esa es justamente una forma de pensamiento predominante de la cultura occidental que tiene configuraciones dentro del mundo andino y que dentro de esta sabiduría le llamamos el pantano. El pantano es un lugar que asfixia, metafóricamente, el pantano es un lugar en el que no hay vida, no hay oxígeno, no hay alegría, no hay disfrute, porque justamente toda nuestra existencia depende de otro. O sea en el mundo occidental vivimos dependiendo de un otro que pueda ver cuánto valemos, del trabajo, de si me veo bien, de muchas cosas… Tal cual, un montón de creencias, por ejemplo en relación al trabajo, a los mandatos, a las creencias comunes de tu familia, de la sociedad, entonces uno se pasa toda la vida en esta asociación del ego, dependiendo del afuera y no reconociendo su valor.


Seyaku

El buen vivir, una práctica cotidiana

Dice Seyaku que cuando uno se encuentra con los caminos iniciáticos hay una premisa muy importante que tiene que ver con nuestro para qué, para qué estamos aquí, para qué vinimos a este plano. “Creo que es una pregunta que nos hacemos todos: a qué vine, cuál es mi función, qué es lo que yo tengo que hacer aquí y justamente hay un punto en común entre todas las culturas iniciáticas que es que nosotros venimos a este plano a brillar como el sol”, afirma. ¿Todos podemos brillar? Claro. todos somos eso. Yo trabajo mucho con la Física y con otras áreas integrando siempre todos los saberes que vamos conociendo, y dentro de la Física hay una ley que demuestra que la materia es igual a la energía, entonces justamente nuestro cuerpo, esta identificación que tenemos con quién somos, es energía. Entonces ese es un punto clave, el reconocimiento de que nosotros somos energía. La energía primordial es la energía lumínica, la energía del sol, entonces es ese paso de entender que somos energía lumínica, energía de creación, porque la energía del sol es la que da vida. Ninguno de nosotros podría existir sin energía solar, entonces es ese punto de reconocernos como luz y reconocer que si es materia, es energía. ¿Qué es lo primero que podemos hacer para descubrir qué es aquello que nos hace brillar? Primero tendría que separarme del ego, pero aquí hay algo fundamental y es que el ego es un niño y no le gusta crecer, es una estructura de la mente funcional, de los primeros años, pero luego el ego se quiere quedar en lo conocido. Él se quiere quedar donde está, donde aprendió. Al camino del guerrero se lo ve en muchas películas también, que es la salida del pueblo, de lo de lo conocido. Entonces el primer paso es el libre albedrío: yo me quiero encontrar con las leyes del universo que implica justamente reconocer que vinimos a este plano a brillar como el sol. Entonces lo que yo preciso hacer es reconocer primero el valor y ese sol dentro mío, es reconocerme como creador de mi realidad y reconocer que yo soy el responsable de lo que voy a crear en mi camino. Es un gran poder que tenemos… Así es y lo tenemos todos porque todos somos energía lumínica y todos tenemos ese creador dentro nuestro, incluso en diferentes culturas iniciáticas habla de esto, de encontrar el creador en uno mismo.


Entrevista a Seyaku

¿Sentís que hay algo en Seyaku de la Leila anterior o sentís que sos una persona totalmente nueva? Soy ambas, por todo lo que uno aprende con el nombre que le es otorgado, porque es justamente lo que yo preciso aprender, lo que yo preciso alumbrar, lo que yo preciso traer a mi conciencia para seguir caminando, para seguir dirigiéndome hacia la iluminación, para encontrarme con ese valor en mi misma. También uno siente este renacimiento constante, porque en el crecimiento sostenido uno va creando algo y te identificas con eso, entonces crees que sos eso. Esto que vos me contás, “soy comunicadora, soy mamá, trabajo aquí”, entonces yo me voy contando una historia y me voy armando una serie de creencias de qué es lo que yo soy. Entonces luego cuando yo hago un paso a otro tipo de orden, a otro tipo de encuentros hay una muerte, siempre está la muerte porque sin la muerte no hay vida. Eso es muy importante que aprendí con mi abuela que implica justamente también este equilibrio con las energías complementarias, vida y muerte son ambas caras de una misma moneda, una no existe sin la otra.


Yanantin Yachaywasi, la casa escuela que comparte en comunidad

“Desde la escuela trabajamos con la enseñanza de las leyes del universo, con la práctica de las leyes del universo y en este proceso hay diferentes actividades como retiros, alimentación consciente, entre otros. Vamos a realizar la inauguración del espacio físico el 4 de diciembre”, finaliza. La escuela está ubicada en Antártida Argentina 127 de nuestra ciudad.


 

por Raquel Abraham

Periodista y comunicadora. Amo contar historias propias y ajenas. foto Ollie Wright

273 visualizaciones0 comentarios
bottom of page